martes, 23 de mayo de 2017

Berriztu sobre la resolución del Ministerio

La semana pasada conocimos a través del BOE la resolución de la Secretaria de Estado de Medio Ambiente que establece que el proyecto para la perforación del Pozo Armentia-2 tiene que someterse a Evaluación de Impacto Ambiental ordinaria.

Berriztu! ha denunciado desde el primer momento la manera en que el Gobierno Vasco y Shesa han pretendido sacar adelante este proyecto: por la vía rápida y hurtando la participación social en el mismo. La resolución del Ministerio viene a darnos la razón en dos cuestiones fundamentales.

El pozo Armentia-2 es una continuación de los planes del Gobierno Vasco para hacer fracking. Desde que se hicieran públicos dichos planes el debate social entorno a los mismos ha sido muy intenso: mociones, movilizaciones y piruetas políticas que culminaron con la aprobación de una ley contra el fracking avalada por más de 100.000 firmas recogidas a pie de calle. El pozo que ahora se pretende poner en marcha no puede separarse de esa dinámica y mucho menos pueden ejecutarse negando las escasas posibilidades de participación que la legislación de impacto ambiental recoge. Primero la Diputación Foral de Álava y el Ayuntamiento de Vitoria Gasteiz y ahora el Ministerio han tenido que recordarselo al Gobierno Vasco.

El pozo Armentia-2 genera impactos. Por ecima de las supuestas garantías e inocuidades que el Gobierno Vasco y SHESA nos han presentado,la resolución del Ministerio deja meridianamente claro que el pozo Armentia-2 tendrá impactos. Más y de mayor calado que los que hasta ahora se nos habían presentado. (quizas se podrían enunciar)“Es previsible que el pozo Armentia-2 vaya a producir impactos adversos significativos”.

Tras la resolución el Gobierno Vasco tendrá que someter el proyecto a Evaluación de Impacto Ambiental ordinaria, lo que retrasa, un vez más, los tiempos del proyecto. Este es el último de una larga lista de reveses que los planes perforadores del Gobierno Vasco han recibido en los últimos años. Pero mientras tanto seguimos pagando con dinero público los permisos, los documentos ambientales que uno tras otro se estrellan contra diferentes muros y a la Sociedad de Hidrocarburos de Euskadi empeñada en autojustificar su existencia. ¿Hasta cuando?

En caso de no darse la renuncia a estos planes, la nueva situación obligará a que el proyecto sea sometido a información pública y a que se abra una fase de alegaciones. Desde Berriztu! etendemos esa fase como una oportunidad para seguir trabajando desde la calle por la paralización de estos proyectos y queremos anunciar que, en el momento en que se ponga en marcha, trabajaremos para recoger el mayor número de alegaciones posible a este proyecto. Nuestra oposición a estos planes va más alla del trámite ambiental que se siga porque entendemos que el Gobierno Vasco se equivoca de plano al insistir una y otra vez en la apuesta por perforar el territorio y que la apuesta realmente acertada esta en el cambio de modelo energético hacia uno basado en energías renovables.

Mientras tanto queremos aprovechar la ocasión para anunciaros nuestra intención de redoblar nuestros esfuerzos en la movilización contra estos proyectos. Por un lado, queremos anunciaros que de cara al verano, Berriztu! contará con una txosna en las fiestas de Vitoria-Gasteiz. Por otro lado, hemos preparado una charla sobre los impactos del pozo Armentia-2 para presentarla en concejos, barrios, asociaciones, etc. A partir de este momento esperamos poder hacerla llegar al mayor número de gente interesada. Todas las personas interesadas se pueden poner en contacto a través de la berriztu.araba@gmail.com o a través de nuestras redes sociales.
Leer más...

domingo, 21 de mayo de 2017

Eguzki reclama para Lemoiz “un uso coherente con su historia”

Eguzki reclama para el espacio sobre el que se asienta la central nuclear de Lemoiz “un uso coherente con su historia”, lo que se traduciría en la restauración ambiental de la cala de Basorda y su compatibilización con el disfrute público, quizá mediante la habilitación de un parque como lugar de memoria. Y a estos objetivos debería estar supeditado cualquier otro uso posible de este espacio. En todo caso, la decisión sobre lo que finalmente se haga no debería ser unilateral, sino basarse en el mayor consenso social posible, pues la memoria, si para algo ha de servir, ha de ser para casos como este.

La restauración ambiental de la cala y el disfrute público de los terrenos no son cuestiones arbitrarias. Por una parte, la central se construyó sobre dominio público marítimo-terrestre, en un emplazamiento que aún hoy posee un gran valor natural, y, puesto que el proyecto para el que se hizo la concesión se ha extinguido, lo que procede, incluso desde un punto de vista estrictamente legal, es devolverlo a su estado original. Por otra, el disfrute público es de sentido común, ya que ha sido la ciudadanía la que ha comprado ese espacio, instalaciones incluidas, y lo ha hecho además a precio de oro.

Recordemos, en ese sentido, que la ciudadanía ha pagado hasta hace prácticamente un año un sobrecosto en el recibo de la luz para indemnizar a las eléctricas por la moratoria nuclear de 1984, en virtud de la cual la central de Lemoiz quedó formalmente paralizada, junto con las de Valdecaballeros y Trillo II.

El Estado reconoció entonces a las eléctricas, con Iberduero a la cabeza, que habían hecho una inversión de 2.300 millones de euros. Sin embargo, las compensaciones a través del sobrecosto en los recibos de la luz han oscilado, según las fuentes, entre los 6.000 y los 9.000 millones de euros. Eguzki considera que, si el Gobierno Vasco termina recibiendo del español estos terrenos, haría mal si, sin tener en cuenta estos antecedentes, los destinase a cualquier uso como si se tratase de bienes que hubiese adquirido por procedimientos más convencionales.
Eguzki considera oportuno hacer estas reflexiones, que por otra parte están en línea con lo que la propia organización y, en general, el conjunto del Movimiento Antinculear y Ecologista vasco han defendido históricamente, ante las expectativas que se están despertando en torno a los terrenos de la central de Lemoiz. Y es que el acuerdo entre el PNV y el PP para aprobar los Presupuestos Generales del Estado de 2017 incluye un compromiso por parte del Gobierno español para cederlos “de manera inmediata” a “las instituciones vascas”.
El hecho de que, después de tantos años, el PNV haya querido incluir este punto en un acuerdo como e Leer más...

Eguzkik Lemoizen eskatzen du “historiarekin bat datorren erabilera”

Lemoizko zentral nuklearrak okupatzen dituen lursailei “historiarekin bat datorren erabilera” emateko eskatzen du Eguzkik. Eta, talde ekologistaren iritziz, horretarako Basordako kala naturaren aldetik ahal den neurrian lehengoratu beharko litzateke eta bertan parke publiko bat eratu, beharbada memoria-leku gisa. Eguzkik ez du beste erabilerarik baztertzen, baina betiere lehengoratzearekin eta erabilera publikoarekin bateragarri den heinean. Nolanahi ere, lursail horiei ematen zaien erabilera edozein dela, taldeak aholkatzen du erabakia aldebakarrekoa ez baizik eta ahal den adostasun sozialik zabalenaren ondorio izatea, memoriak horretarako ere balio beharko luke eta.
Kala lehengoratzea eta erabilera publikoa ematea ez dira inola ere helburu arbitrarioak. Alde batetik, zentrala itsaso eta lehorraren arteko jabari publikoan eraiki zen, egun ere balio natural handia duen paraje batean. Jabariaren lagapena proiektu jakin bat eraikitzeko egin zen. Proiektu hark ez zuen aurrera egin, beraz, lagapena bertan behera geratu zen, eta, ondorioz, kala lehengoratu egin behar da. Legeak ere hori babesten du. Beste aldetik, erabilera publikoa bidezkoena da, ez baita begi-bistatik galdu behar herritarrek berek beren poltsikotik ordaindu dituztela zentralaren instalazioak, urre-prezioan ordaindu ere. Gogora dezagun
Lemoizko zentrala bertan behera geratu zen 1984ko moratoria edo luzamendu nuklerraren ondorioz, Valdecaballeros eta Trillo II zentralekin batera. Orduan, Estatuak hiru konpainia elektrikori, tartean Iberduerori, zentral horietan 2.300 milioi euroko inbertsioa egin izana aitortu zien, eta, inbertsio horren kalte-ordain gisa, argindarraren ordain-agirietan hainbesteko bat gehiago kobratzeko baimena eman zien. Segun eta zein den iturria, kopuruak aldatzen dira, baina lasai asko esan dezakegu urte hauetan guztietan, 2.300 milioi euro haien truke, herritarrok 6.000 eta 9.000 milioi euro bitartean ordaindu ditugula argindarraren erreziboen bitartez. Beraz, Lemoizko instalazioak geure patrikatik ordaindu ditugu, ederki ordaindu, gainera. Jaurlaritzak orain instalazio horiek guztiak bere egiten baditu, gaizki egingo luke, gure ustez, aurrekariak zein diren kontuan izan gabe jokatuko balu, eta erabilera emango balie bide arruntago baten bidez eskuratutako beste edozein ondasun balira bezala.
Eguzkiren iritzi hauek guztiak ez dira berriak. Eguzkik berak eta, oro har, Euskal Herriko Mugimendu Ekologista eta Antinuklearrak gai honi buruz historikoki izan duten jarreraren segida baino ez dira. Baina berriro plazaratzeko une egokia dela uste dugu. Izan ere, EAJk eta PPk Estatuaren 2017ko aurrekontuak aurrera ateratzeko izenpetu duten akordioa dela eta, badirudi Lemoizko zentrala “berehala euskal erakundeen esku” geratuko dela, eta horrek hainbat espektatiba piztu ditu.
Hainbeste urte pasa eta gero EAJk gai hau horrelako akordio batean sartu izanak Eusko Jaurlarritzak buruan proiektu zehatzen bat baduela aditzera ematen du. Aste honetan bertan zenbait komunikabidek Basordan akuikultura-proiektu bat eta Bimep kokatzeko aukera aipatu dute (energia elektrikoa sortzeko olatuen indarraz baliatzen den plataforma da Bimep).
Eguzki ez da orain hasiko proiektu zehatz horiek baloratzen, baina berretsi nahi du: gure ustez, Lemoizko zentralean edozer egiten dela ere, bateragarri beharko luke izan kala lehengoratzeko eta erabilera publikoa emateko helburu nagusiarekin; eta erabakia, edozein dela ere, ez dadila izan aldebakarra, ahal den adostasun sozialik zabalenaren ondorio baizik.mas

Leer más...

CSNren azken aktak ezbaian jarri du Garoñako hondakinen kudeaketa

BERRIA. Garoñako zentral nuklearrean istripu bat gertatu zen martxoaren 24an. Erradioaktibitate txiki eta ertaineko hondakinak zituen bidoi bat garabi batetik erori zen. Kolpearen ondorioz, hiru litro hondakin isuri ziren lurrean; bidoi horiek kobalto-60 eta zesio-137 gai erradioaktiboak eduki ohi dituzte barruan. Nuclenorrek ordu gutxian bideratu zuen egoera; horri esker, ez zuen gertakizunaren berri eman behar izan istripu gisa. Ordea, prozesuan hainbat irregulartasun gertatu ziren. Besteak beste, atzerapenarekin eman zieten istripuaren berri kontrol gelako arduradunei.

CSN Espainiako Segurtasun Nuklearreko Kontseiluak gertakari hori jakinarazi berri du 2017ko lehen hiruhilekoaren azterketen txostenean. 10:15ean izan zen ezbeharra, hondakinen biltegitik garabi bat baliatuta edukiontzi bat ateratzen ari zirenean. Edukiontzia sostengatzen zuen uztai metalikoa apurtu zen, eta, ondorioz, hiru metrotik lurrera erori zen; horrek bidoiaren tapakia askatu, eta isuria gertatu zen. Horren inguruko eremua plastikoz estali zuten, beharginek garbi zezaten. 18:30ean bukatu zituzten garbiketa lanak, baina 2-3 zentimetro asfalto geruza kendu behar izan zituzten zorutik.


Hondakin horiek mugitzeko lanen deskribapen zehatza egin du CSNko ikuskatzaileak. Degradazio handia zuten bidoiak agertu ahala, beharrezkoa gertatu zen langileak eraikinean sartzea, bidoiak hartzen dituen makinaren lana errazteko: metalezko pertika batzuekin bultzatu behar izan zituzten bidoiak, besteak beste. «Bidoiak atera ahala horien egoera okerrera zihoanez, gero eta maizago eta epe luzeagoan sartu behar zuten langileek», ipintzen du txostenean.

CSNk berak jakinarazi du egoera horrek langileen kexak eragin dituela. Areago, CSNk kexa anonimo bat jaso zuen egoeraren berri emanez. Castejonek ohartarazi du langileek erradiazio kantitate «oso handiak» hartzen dituztela prozesu horretan. Dosiak legearen barruan daudela azaldu du, baina ezohikoak direla. Txostenean aipatzen den langileetako baten kasua erabili du adibide gisa; langile horrek 258 mikro-sieverteko erradiazioa hartu zuen 85 orduan ..
Leer más...

jueves, 18 de mayo de 2017

El Ministerio de Medio Ambiente reclama una evaluación más exhaustiva del pozo Armentia-2

El Ministerio ya ha emitido su resolución, en la que considera que es preciso elaborar una evaluación de impacto ambiental ordinaria y no simplificada, como requería Shesa al considerar que el impacto sería «mínimo».

El Ministerio apuesta ahora por la declaración ordinaria porque considera que la actuación puede tener «efectos significativos sobre el medio ambiente».

De este modo y tras analizar los distintos informes recibidos, la resolución recoge que el Ministerio ha detectado carencias en la información aportada por Shesa que «limitan una adecuada evaluación del impacto, en cuanto a las características del proyecto, la técnica a emplear y el diseño del pozo».

Por ello, considera necesario llevar a cabo un estudio de impacto ambiental ordinario que subsane estas carencias, «profundice en el análisis de los posibles impactos y riesgos» y describa con más detalle las propuestas para minimizarlos.
.. Leer más...